Si atendieramos, escucharamos y guardaramos un poco más los consejos que nos han dado en la vida, menos errores y barrabasadas nos hubiéran evitado cometer. ¿Cuál ha sido el error más grande que has cometido? ¿Aprendiste la lección? Algunos llegaron a ser adultos, pero se siguen comportando como infantes a la hora de tomar sus decisiones. No reconocen sus errores y culpan a otros, pero, ¡jamás los reconocen! Aprende de los errores amado lector, no caigas una y otra vez en lo mismo.


La lucha con el recibir instrucciones, inició en el huerto del edén con Adán y Eva. Hicieron todo lo opuesto a lo que Dios les dijo. Desobedecen al tomar del fruto prohibido. Adán luego culpa a su mujer y se justifica delante de Dios. A nosotros nos pasa muy parecido. Mentimos, nos justificamos, pero no reconocemos lo que hacemos. El apóstol Pablo nos insta a mantenernos crucificados junto con Cristo. Hay que clavar en el madero todos los días, la desobediencia, la terquedad, la rebeldía y la falta de sensatez, de no querer escuchar y acatar instrucciones.

Recién convertido al Señor aprendí que las cosas se aprenden de dos maneras: por revelación o por trituración. Algunos les gusta más aprender de la segunda forma. Por ello esperan a que le ocurran las cosas y al verse viviendo el fuego de la prueba y del momento adverso, toman nota del error cometido. Creo que tenemos que dar cabida en nuestra vida a la guianza y a la revelación de la escritura.


No se trata entonces de solo quedarnos enumerando los errores cometidos, sino trabajar en corregir y aprender de los mismos, porque sólo así podremos crecer y madurar.

En este pasaje Salomón nos insta a prestar atención a la Palabra de Dios y guardarla en el corazón. Ella traerá medicina para nuestra alma. Dios nos guía y nos entregó su Palabra para ser lámpara a nuestros pies. Quien no abre la Biblia, necesita esperar a que otro le diga lo que tiene que hacer. No siempre quien aconseja, da buenos consejos. ¡He visto personas seguir a tantos malos guías porque no aconsejan fundamentos, sino sus propios argumentos!


Este es un buen tiempo para reconciliarnos con Dios y abrir la escritura a diario. Nada en las profundidades que la ella nos enseña y cuando llegue el día malo, sabrás que hacer y a donde ser dirigido. Recuerda que Dios te guía y aún no ha terminado contigo.


Te bendigo, déjame tus comentarios y dime que persona es influencia positiva para tu vida y consideras es una guía de parte de Dios para ti. Comparte este post con alguien más y obedece a las indicaciones gubernamentales. El Covid 19 no es un juego.

¡Quédate en casa!

Abrazo fraterno.

Pr. José Ángel Castilla

6 comentarios

  1. Amén, gracias por este canal de bendición. Con esta Palabra Dios me confirma hoy su deseo de mantenerme en perfecta comunión con él, escucharlo y dejarme guiar por él para sus propósitos. Bendigo su vida.

    Me gusta

  2. Buenos días y bendiciones. Gracias por este mensaje diário, es alimento de gozo, paz y llenura en el Espíritu Santo. Toda la gloria sea para Dios. Gracias pastor 🙏🙏🙏🙏

    Me gusta

Gracias por leer nuestras entradas y comentar lo que Dios está hablando y haciendo en tu vida.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s