Dios es bueno y no nos suelta ni un sólo instante. Muchas veces podemos sentir su presencia distante, pero el está cercano. Quizás no le veas pero allí está. El siempre se hace presente rodeandonos. Ese invisible Dios te ama y cuida tus pasos. A veces hay momentos difíciles de muchos, que los lleva a creer que Dios anda muy ocupado como para atender a sus necesidades.

Estamos a punto de terminar este tiempo de pandemia en Colombia 🇨🇴 y ahora entramos en otra fase. Necesitamos responsabilizarnos de lo que hacemos frente al cuidado y protección con todo el protocolo de bioseguridad posible.

Pese a todo lo que hagas, tienes que ver a Dios cerca de ti como nuestra sombra que nunca se aparta de nosotros. Esa cercanía de afecto, paternidad, provisión emocional y material, etc, se hará evidente y mitigará los estragos que esta pandemia nos dejó. Sólo detente y abre tu corazón y tus manos para dejarte llenar por completo del río de las delicias de Dios.

Si todo va a volver a la normalidad sin Dios, ni dependencia de El, pues este tiempo de cuarentena, no nos enseñó absolutamente nada. Cuando todo termine seremos más fuertes y seguiremos creyendo y confiando, completamente en el Señor.

Recuerda que Dios no ha terminado contigo. Suscribete a este blog y recibirás notificación cada vez que suba un nuevo artículo. Comenta y comparte con otros amigos y familiares.

Abrazo fraterno.

Pr. José Ángel Castilla

Gracias por leer nuestras entradas y comentar lo que Dios está hablando y haciendo en tu vida.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s