La adrenalina es la hormona que segrega nuestro cuerpo, de forma natural a través de las glándulas suprarrenales, localizadas en la parte superior de los riñones. Opera como neurotransmisor y acelera nuestra frecuencia cardíaca, contrae nuestros vasos sanguíneos y dilata las vías aéreas. Ella se activa en momentos de stress o de peligro extremo. Hay instantes en que vivimos al límite, con la adrenalina en producción permanente, producto de correr, buscando resolver las cosas que no hicimos bien, por no elegir el camino correcto o sencillamente correr, por lo que no vale la pena y desagrada a Dios.

Caminar por el sendero torcido y amplio, nunca nos llevará a destino seguro. Escoger el camino de la integridad, del bien, de la justicia, donde no se robe, ni se le haga daño a nadie, producirá siempre buen fruto y resultados conforme a la voluntad de Dios. La vida que el Señor quiere para nosotros, está fundada sobre roca, no en el lodo frío y sucio del stress y el afán. Este año necesitamos depender más de Dios y correr menos.

Escoge lo recto, cumple lo que prometes, sé leal y firme en tus valores. Elige con la sabiduría de Dios, con quien asociarte y qué negocios debas rechazar. Cuídate mucho de no escuchar a los consejeros equivocados. Dale valor y honra a la gente que ama a Dios. A personas que han escogido el camino de la verdad y temen a la Palabra del Señor, a ellos escucha. A los que escogen el camino fácil, comúnmente, todo lo resuelven en su carne y sus actos distan mucho de ser un reflejo de lo que Dios nos enseña.

Todo camino torcido, termina saliendo de la oscuridad a la luz. Dios quiere sacarte de allí y elevarte del lodo a la roca. El barro es parte del pasado. No vivas al límite de la adrenalina, corriendo tras lo que no vale la pena, viviendo entre el barro y la roca. Toma el camino de la integridad, puesto en pie sobre la roca, la cual es Cristo Jesús. Recuerda que Dios no ha terminado contigo. Suscribete a este blog y recibirás notificación cada vez que suba un nuevo artículo. Comenta y comparte con otros amigos y familiares el link de este mensaje. Escribeme desde que lugar del mundo me lees. Abrazo fuerte.

Pr. José Ángel Castilla

Gracias por leer nuestras entradas y comentar lo que Dios está hablando y haciendo en tu vida.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s