Estas últimas semanas han sido toda una montaña rusa emocional de subidas y bajadas en mi vida. He oficiado despedidas a la eternidad de gente muy especial con la que comparti por muchos años, en los que les vi amar y servir al Señor. Dos de esos hombres siervos, descansan en Su presencia. Dedico éste artículo a la memoria de los amigos y discípulos que se nos adelantaron y partieron con el Señor. También para todos los que han perdido un padre, un esposo, un hermano, un hijo. Nunca había visto partir a tantas personas conocidas en tan poco tiempo.

El Covid ha cobrado la vida de tantos que hoy descansan en los brazos del Señor, porque esta era su hora. Es una de las cosas más duras y difíciles de entender. La vida en la tierra es sólo un momento de tiempo, no es eterna. La eternidad no está aquí, pero comienza aquí. Por eso debemos vivir cada día como si ése fuera el último que fuéramos a existir.

Es tan duro pensar en esto, que aún escribiendo me estremezco, porque no es fácil pensar en lo que muchos llaman más allá, pero realmente es el inicio de una vida nueva donde no hay Covid, no hay problemas, no hay afanes ni estrés. Allí en esa nueva “sociedad superior”, de la que un día haremos parte, sólo reina la paz.

Quiero dejarte la inquietud de pensar, en qué necesitas decirle y que aún no has dicho a un ser querido. Qué puedes hacer por él, porque no sabemos si tenemos toda una vida para hacerlo. No es tiempo para seguir dolidos, molestos con la gente y llenos de rencor y resentimiento. Es tiempo de compartir del amor del Señor.

Tiempo para anunciar que hay esperanza sólo en Cristo. No es momento para culpar a nadie de lo que está pasando. Si eres padre, modela valores a tus hijos pequeños. Si algún hijo adolescente o jóven se ha dolido por un error que cometiste, pide perdón y entrega un abrazo.

Nunca es tarde para abrazar y consolar. Todo tiene su hora debajo del cielo. Medita y trabaja en esto. Recuerda que Dios no ha terminado contigo. Suscribete a este blog y recibirás notificación cada vez que suba un nuevo artículo. Comenta y comparte con otros amigos y familiares el link de este mensaje. Feliz fin de semana. Abrazo fuerte para todos.

Pr. José Ángel Castilla

Gracias por leer nuestras entradas y comentar lo que Dios está hablando y haciendo en tu vida.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s