Que historia tan increíble y terrible es la de experimentar una tormenta dentro de un barco. Mucho más impresionante es saber que fuiste tú quien la provocó y de paso poner en peligro a quienes viajan contigo. Eso fue lo que vivió Jonás al desobedecer a Dios tomando el rumbo equivocado al que el Señor le había ordenado. Los marineros aterrados y asustados, porque sabían que éste profeta huía de Dios, deciden preguntarle: «¿Por qué lo hiciste? Esta pregunta me confronta respecto de las veces que he fallado y desobedecido al Señor. ¿Qué nos motiva tomar un rumbo distinto al que Dios nos mostró? Es algo en lo que debemos meditar para no volver a caer en lo mismo. Al verse descubierto y confrontado con el interrogatorio que le realizan, a Jonás no le queda otra salida que decir la verdad y pedir ser arrojado al mar.

Es de humildes y mansos, reconocer cuando fallan y cometen errores. No importa cuán grave haya sido el pecado cometido, Dios nos limpia, pero debe haber un punto de partida y se llama arrepentimiento. La comunión rota con Dios nos vulnera y empeora todo. Te invito a reconectar nuevamente en amistad con él. No seas soberbio y orgulloso, que por tu ceguera y ego inflado, llegues a pensar que estás tan bien que no necesitas confesar nada. Sé libre de la tormenta que libras dentro de ti. Confesar y ponerte a cuentas con Dios, te llevará a experimentar paz. Lo más importante en nuestra vida es estar en paz con el Señor y disfrutar de Su presencia. No hay nada mejor que experimentar tener una conciencia limpia y libre de mentiras y remordimientos. Recuerda que Dios no ha terminado contigo. Suscríbete a este blog y recibirás notificación cada vez que suba una nueva entrada. Reenvía el enlace de ésta reflexión a tus amigos y familiares. Deja tu comentario al final del blog. Abrazo fraterno para todos y feliz fin de semana.

Pr. José Ángel Castilla

2 comentarios

  1. Saludos. Gracias pastor por compartir cada dia de estas enseñanzas. Dios es bueno y aunque cometemos errores El es misericordioso con nosotros y atraves de un genuino arrepentimiento el nos perdona.🙏

    Le gusta a 1 persona

  2. Cuantas veces hemos desviado nuestro camino por escuchar nuestro corazón q muchas veces es mal consejero. Hay que aprender a conocer cuál es el camino que Dios nos ha trazado para no desviarnos

    Le gusta a 1 persona

Gracias por leer nuestras entradas y comentar lo que Dios está hablando y haciendo en tu vida.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s